Puentes grúa y plumas ABUS trabajando con ventiladores industriales


La empresa Piller Blowers & Compressors GmbH (www.piller.de) surgió a partir de los trabajos con máquinas de Anton Piller, fundada en Hamburgo, Alemania, en 1909 y que inicialmente solía fabricar sopladores y fuelles para fraguas. Hoy en día la sede central se encuentra en Moringen, un pueblo del estado alemán de la Baja Saxonia, y la compañía se encuentra entre los principales productores de sopladores y compresores de alto rendimiento.
En Morningen trabajan alrededor de 300 personas y en 2013 se produjeron un total de 859 ventiladores industriales. PILLER, una empresa global de tamaño medio, exporta alrededor del 85% de sus productos. PILLER tiene sucursales en los Estados Unidos, en Singapur y en China, una empresa conjunta en Corea, y una red internacional de socios comerciales y de servicios. Los productos fabricados se ajustan a los requisitos específicos del cliente y son componentes clave en plantas de procesamiento (instalaciones industriales) como refinerías, plantas químicas, plantas de tratamiento de aguas residuales, hornos industriales y centrales eléctricas, entre otras. Los sopladores de alta tecnología sirven para transportar y comprimir gases, para secar materiales húmedos, para suministrar hornos industriales con aire de combustión, para extraer gases inflamables y mucho, mucho más. El exhaustivo servicio al cliente proporcionado por PILLER ofrece un paquete completo que incluye desarrollo, planificación de proyectos, construcción y producción. También se ofrecen amplios servicios al cliente como instalación y puesta en marcha, inspecciones, mantenimiento y reparaciones, así como optimización económica y técnica del sistema, además del servicio de repuestos para sopladores y compresores.

La empresa se esfuerza continuamente para optimizar sus procesos de producción y sus servicios. Recientemente se ha completado en la sede central una nueva planta de producción con una superficie de 1.750 m². El diseño de la producción se optimizó moviendo la maquinaria a diferentes lugares y con nuevas inversiones. En el nuevo edificio de producción se instalaron varios tipos de puentes grúa y de grúas pluma. Una vez concluidos estos trabajos de construcción, la mejora de las plantas de producción existentes se abordó en el verano de 2013. El objetivo era actualizar la planta existente con sus grúas que datan de los años setenta para cubrir las necesidades actuales y las tareas de transporte. La agencia ABUS local tenía el desafío de instalar grúas nuevas con capacidades de elevación más altas que no implicaran ningún refuerzo de la estructura del edificio existente o de las vías de la grúa. Las grúas, por supuesto, debían estar a la altura de los requisitos actuales de flujo de material y de transporte. Este ambicioso objetivo se logró mediante la instalación de varios puentes grúa birraíles ABUS ZLK con capacidades de elevación entre 8 y 30 toneladas y luces de 19,2 metros. Todas las grúas son controladas por radio y vienen con grandes pantallas de visualización de carga para que el usuario de la grúa pueda leer fácilmente la carga en el gancho incluso desde una distancia considerable. Como se solicitó, los nuevos puentes grúa cuentan con capacidades de carga sustancialmente mayores que fueron posibles gracias al uso de grúas con 8 ruedas y teniendo en cuenta las cargas de las ruedas y las separaciones entre ruedas especificadas por el ingeniero estructural. Al mismo tiempo, las nuevas grúas podrían alcanzar mayores alturas de elevación y un mayor espacio libre de funcionamiento debajo del puente grúa. Los puentes grúa se utilizan principalmente para el transporte en áreas individuales, pero también para cargar los productos terminados en la zona de envío. Los diferentes puestos de trabajo en la producción donde se tratan los componentes principales de los ventiladores y se giran y posicionan componentes individuales han sido equipados con grúas pluma ABUS. Estas grúas son específicas para los respectivos lugares de trabajo y tienen capacidades de elevación entre 1 y 2 toneladas, brazos de 5,5 metros y 6,6 metros de altura. Las grúas pluma demostraron ser muy flexibles cuando la disposición de la producción fue optimizada pues las grúas existentes pudieron ser desmontadas y reinstaladas en una nueva posición con la ayuda de las placas de tacos. Algunas grúas pluma también fueron actualizadas con la traslación eléctrica del carro y los motores de giro eléctricos. Los mandos a distancia por radio hacen más fácil el manejo de las grúas pluma igual que facilitan el control de los puentes grúa.

Los puentes grúa recién instalados y las grúas pluma mejoradas funcionan ahora en perfecta armonía en dos niveles de flujo de material diferentes y son la solución de transporte óptima para la empresa PILLER. El comentario que hizo el jefe de mantenimiento resume la satisfacción del cliente: "Ahora, cuando miro al vestíbulo desde mi oficina, siempre tengo las grúas nuevas delante de mis ojos, incluso a la altura de los ojos; ¡Es como si saliera el sol!”

ABUS Grúas, S.L.U.
Tel: +34 902 239 633
Fax: +34 902 239 634

info@abusgruas.es